Organizado por D-SPIERT@, asociación sin ánimo de lucro, de carácter educativo y cultural, (Deseos, Sociedad, Progreso, Ideas, Emociones, Respeto, Trabajo, Arte), este festival nace en 2014 con la vocación de servir como punto de encuentro de la Cultura y el Cine en un área rural de vital importancia para la comarca del Órbigo, una de las más pobladas de Castilla y León, eligiendo como sede diferentes localidades de la zona del Órbigo-Tuerto. Hasta la fecha han sido anfitrionas de este evento Veguellina de Órbigo y Riego de la Vega.

Antes de la expansión del uso de internet y de las plataformas digitales, hubo un tiempo en el que el cine formó parte importante del entretenimiento y la cultura de los habitantes de estas localidades. Con este punto de partida y en un alarde de recuperar y devolver el lugar que el cine había tenido, fue como la Asociación D-SPIERT@ decidió apostar por la creación de un festival de cine de estas características.

El Festival de Cortometrajes del Órbigo y Tuerto LUNA DE CORTOS tiene como principal promotor al Excmo. Ayuntamiento de Riego de la Vega y cuenta con la colaboración y el apoyo de Instituciones públicas y entidades privadas, que se han ido sumando año tras año a una iniciativa que no solamente se consolida con el paso del tiempo, sino que crece y aumenta en prestigio y reconocimiento en el panorama nacional e internacional.

EL FESTIVAL: MOVIMIENTO DE LA CULTURA

El Festival también nace con una misión muy concreta: pretende estimular la atención del público hacia un espacio representativo abierto y amplio, como es el entorno rural, hace de sus proyecciones al aire libre, abiertas para todos, el mejor exponente. Niños y adultos, generaciones separadas por años y vivencias, se reúnen en torno a una pantalla, que es el foco de la luz de un pasado y de un futuro: la cultura es atemporal, la cultura une, y el lenguaje cinematográfico será el nexo común que temple emociones y sentimientos, que atesore recuerdos, que provoque animadas tertulias.

Para el Festival LUNA DE CORTOS es importante su compromiso con otras culturas, y desde el primer momento ha trabajado para fomentar la diversidad y el intercambio de culturas, de conocimientos y experiencias, motivo por el cual en cada edición se cuenta con la participación de una ciudad o país invitado.

ESENCIAS DE MÉLIÈS, LA LUNA Y EL CINE

El nombre del festival LUNA DE CORTOS hace referencia a las noches en las que se desarrolla este evento cinematográfico, al aire libre con la luna iluminando el mágico momento y también es un homenaje a la Luna de George Méliès.

Apenas había comenzado el siglo XX cuando un ilusionista llamado George Méliès decidió transformar el concepto del cine a través de la incorporación de los efectos especiales y los códigos narrativos en sus obras, siendo una de las más representativas «Viaje a la luna», de 1902.

A través de la que ha sido considerada primera película de ciencia-ficción de la historia, el «mago» consiguió demostrar al mundo que el hasta entonces «insignificante» invento de los Lumiérè podía ser algo más que un instrumento para captar imágenes en movimiento, logró que el cine no solo seleccionara y presentara la realidad, sino que elaboró su propio lenguaje para contar historias; historias con su planteamiento, nudo y desenlace, con sus personajes, con su tiempo y su espacio, con sus acciones y sus reflexiones.

«Viaje a la luna» ha sido considerada primera película de ciencia-ficción de la historia.

En definitiva, dejó de mostrar una realidad fragmentada y creó la suya propia. Pero la identificación del espectador con las historias, con los personajes… ¿Es acaso menos real que situar una cámara en un punto previamente seleccionado y grabar sin más lo que allí sucede? ¿No es cierto que el cine ha ido evolucionando al paso que la sociedad? Se puede decir que es, incluso, reflejo de ella. Entonces «Viaje a la luna», una de las películas pioneras en introducir la manipulación en el cine, ¿no es también un reflejo de la más instintiva condición humana, la curiosidad por explorar nuevos territorios excediendo los fronteras físicas?